• Revista MT

Sobrevivir a la caída



Reza el dicho que existen dos tipos de motociclistas: los que ya se CAYERON y los que se van a CAER. Nada tiene qué ver con la suerte o la pericia, pero uno de los grandes retos que deberá enfrentar todo verdadero motociclista, no es levantarse a una caída, es volver a montar la motocicleta después de un accidente.

Me presento. Soy Violetta, viajo 80 km diarios en mi pequeña 250cc en hora punta por las vías más peligrosas de la ciudad y, te escribo desde mi cama con un yeso que cubre toda mi pierna, rehabilitando una fractura de peroné causada por patinar en aceite en carriles centrales de circuito interior.

Cuando llegué al hospital de traumatología en calidad de bulto, después de la dolorosa espera protocolaria (sin analgésicos) y luego de pasar por rayos X, el médico me dio la noticia de que estaba fracturada, la frase, después de jalonearme la pierna (para acomodarme el hueso antes de ponerme) fue: “Afortunadamente solo tienes una fractura de peroné y no hay necesidad de quirófano”.

En ese momento se me acomodaron las ideas. Tendría yeso por varias semanas, sería un martirio, el dolor era insoportable pero el médico decía que era afortunada.

Recordé la caída y… si era afortunada: carros por delante, por detrás, lluvia, pisando el mismo aceite que me hizo caer y ninguno me pasó por encima. Mi casco resistió el golpe, mi chamarra con protecciones ayudó a que mis brazos, hombros y espalda estuvieran intactos, tenía mis dos pies en su lugar y todos los dedos: ESTABA VIVA.

Sé que montaré nuevamente, incluso antes de poder volver a dar paso firme, esto se trae en la sangre. Si eres de esos motociclistas que han tenido la fortuna de no caer aún, respeta tu moto, tu vida y la de los demás, sé exageradamente precavido que no miedodo, no todos tenemos la suerte de hablar de lo que ocurrió tras una caída.

Medidas si ves a alguien caer. . .

Aprovechè mi estadía en los hospitales y clínicas, y me di a la tarea de investigar un lo que debía hacer si estaba del otro lado del mostrador. No me conformé con la escueta respuesta del médico familiar, yo quería más, así que acudí andando con mis muletas y mis más de 20 kilos de yeso en la pierna al centro de rescate de mi municipio y platiqué con un bombero. ¡Esos batos se la saben! Su respuesta fue más amplia y podría resumirla de la siguiente manera.

Primero guarda la calma, los primeros segundos del accidente son vitales ya que, herido o no, puede sufrir otro accidente mientras se incorpora. Busca salvaguardarlo con tu motocicleta bloqueando el tráfico, si es de noche, buscar que la zona donde quedó tendido, esté bien iluminada.

  • Avisa de inmediato a los servicios de emergencia o ganar tiempo pidiendo a alguien más que lo haga.

  • Si está consciente, pregunta su nombre, edad, dirección, datos del seguro, procura que esté consciente y con área despejada. Dale tranquilidad en lo que llega la ayuda médica.

  • Asegurarse de que la motocicleta esté apagada e incorporada para evitar accidentes por derrame de combustible.

  • Muy importante: no retires el caso, no le des agua, ni comida. Todo esto puede empeorar en gran medida la situación.

  • Puede sufrir vómitos y debemos facilitarle la postura moviéndole lo menos posible.

  • En caso de hemorragia presionar sus heridas en espera del servicio de rescate, si es necesario, improvisar un torniquete con un cinturón o ropa de tela.

No pases de largo en los accidentes, mañana podrías ser tú quien requiera de ayuda. Hay mucho qué hacer en poco tiempo, por lo que es indispensable poder delegar si se cuenta con ayuda. Les comparto mi experiencia y espero pueda servir en algún momento.

Me despido queridos lectores deseándoles las mejores rutas y volvernos a encontrar entre las letras, en mejores circunstancias.

#caída #accidente #primerauxilios #prevención #Violetta

22 vistas
Nosotros 
 

Contacto
 

Solo piensas en: 

- motos - motociclismo - Motocicletas estás en el lugar indicado, escríbenos.

  • Facebook Social Icon
  • Instagram Social Icon

© 2016 por Dr.T300